La nota completa puede leerla en la edición impresa o descargarla haciendo click aquí

El mercado de alimentos y bebidas provenientes de Latinoamérica alcanzó US$ 8 mil millones en 2012 y se espera que llegue a US$ 10 mil 700 millones en 2017, es decir 31 por ciento más, según The Pew Hispanic Center.

La expansión de las comunidades de inmigrantes en Estados Unidos (EE. UU.), principalmente, la búsqueda de nuevos sabores y la preferencia de las comidas de origen latino, marcan la pauta del crecimiento de las exportaciones de los llamados productos nostálgicos o étnicos, en los cuales resaltan los alimentos y bebidas.

La demanda es alta y con proyecciones favorables, lo cual solo confirma la tendencia observada durante los últimos 20 años. En 1995, por ejemplo, las exportaciones de alimentos y bebidas significaron US$ 410 millones, diez años más tarde, en 2005, sumaron US$ 739 millones y el año pasado la cifra se ubicó en casi US$ 2 mil 300 millones, de acuerdo con datos del Banco de Guatemala, citados en el estudio Hoja de Ruta de Manufacturas de la Asociación Guatemalteca de Exportadores (AGEXPORT).

Y las noticias son alentadoras. El mercado de alimentos y bebidas provenientes de Latinoamérica hacia Estados Unidos, alcanzó US$ 8 mil millones en 2012 y se espera que llegue a US$ 10 mil 700 millones en 2017, es decir 31 por ciento más, reporta The Pew Hispanic Center.

Apuesta segura

AGEXPORT considera que los exportadores pueden obtener provecho del crecimiento de estos productos y, en general de las manufacturas, por ello prevé que, si se toman las acciones adecuadas y no hay variaciones drásticas, en el mercado externo, podría darse un crecimiento del 177 por ciento de los envíos de manufacturas en general, pasando de US$ 4 mil 985 millones en 2015 a US$13 mil 834 en 2024, de acuerdo con la citada Hoja de Ruta.

En el caso específico de las exportaciones de productos nostálgicos, destaca que las preferencias se enfocarán en características como autenticidad y dentro de ello que sean productos 100 por ciento naturales, sanos, artesanales y bajos en grasas, según estudios internacionales.

De acuerdo con The Pew Hispanic Center, 52 millones de latinos residen en Estados Unidos, lo que representa un 16 por ciento de la población total de esa nación. Se estima que la comunidad seguirá creciendo y en 2050 será la cuarte parte de los residentes en aquel país. Si la población latina ya se siente con influencia en los ámbitos económico, social y político, en 35 años su poder será enorme en este y otros campos.